La sonrisa es nuestra carta de presentación, y por ello es tan importante cuidar de ellas.

Ya hemos hablado de los alimentos que son positivos para nuestra salud bucal y también hemos hablado de la importancia de una buena higiene dental.

Pero hoy en nuestro blog vamos a hablar de malos hábitos que estropean tus dientes, si quieres que tu boca se vea sana y cuidada ¡evita hacerlos!

10 malos hábitos que estropean nuestros dientes.

• Fumar.

De todos los malos hábitos este es el que debes cambiar cuanto antes. Lo habrás leído miles de veces, pero debemos mencionarlo. La nicotina oscurece el esmalte y mancha los dientes. Puede provocar además enfermedades en las encías y puede causar cáncer de boca.

 

• Usar los dientes como herramienta.

Cortar etiquetas, destapar botellas… todo esto puede hacer que tus dientes se fracturaren y desgasten.

 

• Rechinar los dientes o apretarlos (bruxismo).

Desgasta la superficie de los dientes y hasta puede aflojarlos. También afecta la articulación de la mandíbula.

 

Si crees que sufres de bruxismo, ponte en contacto con nosotros ya que es posible que necesites para dormir un protector especial (férula).

 

• Beber café.

Su color y su acidez pueden manchar los dientes o ponerlos amarillos. Cepilla bien los dientes a menudo para evitar que se manche y se deteriore el esmalte.

 

• Comer golosinas.

Las golosinas se pegan a los dientes, y el azúcar (y los ácidos que produce) permanecen  en contacto con tus dientes por horas, causando daños en el esmalte.

 

• Beber vino y refrescos.

Tanto el vino tinto como el vino blanco contienen ácidos que deterioran el esmalte de los dientes.

 

• Masticar hielo.

El hielo está muy duro y masticarlo puede fracturar los dientes.

 

• Morder los lápices.

Una manía bastante común, ¡pues deja de hacerlo ahora mismo! Es igual que masticar hielo: puede fracturarte los dientes.

 

• Cepillarte los dientes con mucha fuerza.

Puede producir retracción de las encías y exceso de sensibilidad en ellas.

 

• Cepillarte los dientes con movimientos horizontales.

Desgasta el esmalte. Lo correcto es cepillarlos con movimientos circulares.

 

¿Cuántos de estos malos hábitos practicas tú? Aunque no puedas eliminarlos todos de una vez, empieza poco a poco, como eliminando el cigarrillo.

Además, debes visitar al dentista regularmente para revisiones y limpiezas.

 

¡Pide cita con nosotros!